University of Illinois Extension

Cuidado después de plantar

Fertilización: La mayoría de las anuales no requieren altas niveles de fertilizante y crecerán bien con solamente la fertilización inicial realizada durante la preparación del suelo. Sin embargo, cualquier retrazo en crecimiento causado por insuficiencia de nutrientes puede reducir la calidad de las plantas y de sus flores, de modo que usualmente mejor hacer una aplicación adicional durante el período de crecimiento. A unas 6 a 8 semanas después de plantar, aplique de un cuarto a media dosis recomendada para la preparación del suelo. Siempre que use un fertilizante seco, siga la aplicación con un buen riego para sacar el fertilizante del follaje. Se puede también usar fertilizantes líquidos. Se sugiere que estos sean aplicados el suelo húmedo (no seco).

gomprheana and nasturtium

Riego: Riegos menos frecuentes pero más profundos, son preferibles a riegos frecuentes pero ligeros. Los primeros promueven un sistema profundo de raíces. La cantidad y frecuencia depende de la precipitación natural y del tipo de crecimiento de la planta anual. El follaje debe mantenerse seco para evitar enfermedades foliares. Cuando esto no es posible, riegue temprano en la mañana de modo que el follaje se seque antes que caiga la noche.

Mantillo: Después que se siembran las anuales, se sugiere colocar alrededor de las plantas un mantillo o acolchado orgánico de 2 a 3 pulgadas. No solamente es atractivo pero también ayuda a conservar la humedad del suelo, retardar el crecimiento de mala hierba, y mantener el suelo fresco. Algunos buenos mantillos o acolchados a considerarse son abono, hojas cortadas, recortes de césped secos, astillas de corteza, cascarilla, y agujas de pico. En el otoño, el mantillo puede incorporarse en el suelo añadiendo así materia orgánica al suelo y ayudando a mejorar su estructura.

Desyerbando: Esta no es la actividad más divertida, pero es esencial mantener el jardín limpio de hierba mala previendo así la competencia por espacio y nutrientes del suelo. Las malas hierbas deben sacarse tan pronto se las encuentran con un laboreo superficial. Cuando se usa mantillo y el dosel de las plantas se cierra, las malas hierbas ya no serán un problema.

Cuidado: Muchas de las anuales requieren muy poco cuidado adicional para mantenerlas atractivas y floreciendo todo el verano, Algunas flores se caen por si solas y no necesitan ser arrancadas manualmente. Otras requieren que se les arranque las flores muertas antes que produzcan semilla. Las plantas anuales viven para producir semilla. Todas sus energías están dirigidas a esta meta. Si se les arranca las flores secas antes de que produzcan semillas, las plantas florecerán más en un esfuerzo de producir semilla eventualmente. Esta práctica mantiene a las anuales floreciendo por más largo tiempo y usualmente resulta en un número más grande de flores. Anuales tales como la caléndula, zinias, salvia, geranios, cosmos y otras flores de espiga o de tallo individual se benefician con esta práctica.

Para controlar el crecimiento de algunas anuales, se sugiere pincharlas o sacar la punta de crecimiento. Esto promueve un crecimiento más compacto y una apariencia más nítida. Las puntas de algunas plantas tales como petunias y alegrías se pueden cortar de 6 a 8 pulgadas a mediados o término de verano cuando ya la primera explosión de flores ha terminado para promover un segunda floración en el otoño. El tiempo de hacerlo es inmediatamente después del 4 de julio. Después de cortarlas aplique fertilizante y agua para promover nuevo crecimiento.