University of Illinois Extension


Ayude a su niño a triunfar
La salud de su niño
Retos para los padres
Aprendiendoa llevarse bién
Tiempo para jugar es tiempo divertido
¿Cómo encajer la guardería en tu rutina?

Las meriendas son importantes

Es difícil para los niños mantenerse sin comer por largos períodos de tiempo. Esto es porque sus estómagos son pequeños y no pueden contener mucha comida. Comidas pequeñas, normalmente llamadas meriendas, pueden ayudar a disminuir el hambre de su niño. Cuando las meriendas son seleccionadas de un surtido de comidas nutritivas, éstas contribuyen con una variedad importante de nutrientes en la dieta de su niño.

Hoy en día, es muy fácil tener una dieta pobre debido al número de opciones de donde podemos escoger. Hacer selecciones acertadas en cuanto a la comida que consumimos requiere un entendimiento de los beneficios que podemos adquirir. La selección de meriendas debe ser basada no sólo en su sabor y apariencia. El valor nutritivo en relación con las calorías, es un importante indicador de que usted está obteniendo el valor nutritivo de una comida como las meriendas.

Aquí tiene algunas características a considerar cuando escoja meriendas:

  • Considere la contribución nutritiva real que la merienda hace a la dieta. Una merienda nutritiva debe contener nutrientes tales como vitaminas, calcio y hierro. Una buena manera de proveer nutrientes es usando la guía o pirámide de alimentos.
  • Planee las meriendas de acuerdo al horario de comidas regulares. Las meriendas no necesitan y no deben interferir o entorpecer el apetito. Lamentablemente, sabemos que comer meriendas y omitir comidas son problemas que afectan a muchos niños y jóvenes hoy en día.
  • Considere el número de calorías que una merienda provee en el valor total diario. Las meriendas no deben ser altas en azúcar o grasa. Los niños disfrutan comidas dulces pero demasiada azúcar puede causar caries en los dientes. Comidas altas en azúcar y grasa saturada pueden causar sobrepeso en los niños. Ponga límites en la cantidad de comidas dulces y grasosas que serán consumidas.
  • Haga que la merienda sea fácil de obtener. Las meriendas preparadas de antemano para los niños pueden proveer nutrientes importantes, al mismo tiempo que ser una comida placentera.
  • Seleccione comidas atractivas en sabor y apariencia. Si la merienda no luce bien, probablemente no será consumida. ¡Mucho de esto depende de usted! Los niños le imitarán (actuarán como usted), así que sea cuidadoso con sus palabras y expresiones faciales.

Aquí tiene algunas meriendas nutritivas y fáciles de hacer:

  • Hormigas sobre un palo --- Mantequilla de cacahuate sobre una rama de apio con pasas.
  • Comida de conejo --- Combine zanahorias ralladas con pasas y un poquito de miel y sírvalas sobre galletas.
  • Emparedados caprichosos --- Corte el pan en figuras, con los cortadores de galletas y sírvalos con carne, queso, mantequilla de cacahuate, etc.
  • Naranja deliciosa --- Mezcle en la licuadora: 1/3 taza de jugo de naranja concentrado, 1/4 taza de leche en polvo, 1/2 banano ú otra fruta, 3/4 taza de agua, miel al gusto y hielo (en cuanto más hielo añada, más espesa será la bebida).
  • Mezcla festiva --- Mezcle dos tazas de cereal seco y 1 taza de biscochos llamados "pretzel". Póngalo en una bandeja resistente al horno, espolvoree con queso parmesano y 1/3 taza de margarina derretida. Hornee a 250 grados por 30 minutos, moviéndolo ocasionalmente.
  • Ensalada enrollada --- En una hoja de repollo o lechuga, ponga mantequilla de cacahuate y una rama de apio o una zanahoria en medio y enróllelo.

Preparado por Beverly Combs, Educadora de Extension, Nutrición y Bienestar.