University of Illinois Extension

Suplementos

Los suplementos nutricionales contienen vitaminas, minerales, fibras, aminoácidos, hierbas u hormonas. Están disponibles en forma de píldoras, cápsulas, polvos, cápsulas blandas, extractos o líquidos. Algunas veces se los agrega a bebidas o a barras alimenticias. La mayoría de los suplementos son de venta libre.

Los suplementos se consiguen en diferentes combinaciones. Los suplementos de calcio suelen combinarse con la vitamina D ya que esta contribuye a la absorción de calcio. No es necesario que el calcio y la vitamina D se ingieran juntos o en la misma preparación para que el cuerpo los absorba. Los minerales incluyendo el magnesio y el fósforo también son importantes pero, en general, se obtienen de los alimentos o de los complejos multivitamínicos. Lo ideal es que obtengamos todos los nutrientes que necesitamos de los alimentos que ingerimos. Los complejos multivitamínicos sirven para suplir las deficiencias de las dietas. Para obtener más información acerca de los alimentos que debemos consumir diariamente, vea la página web ChooseMyPlate.gov

Algo a tener en cuenta al tomar suplementos nutricionales es respetar las cantidades recomendadas por la Academia Nacional de Ciencias respecto a cada nutriente en particular.

La cantidad diaria de calcio recomendada es de 1000 mg por día para los adultos de entre 19 y 50 años y 1200 mg por día para los mayores de 50. Mientras que lo ideal es obtener el calcio que nuestro cuerpo necesita de los alimentos que ingerimos, a veces, las personas no comen alimentos ricos en calcio porque no pueden o no quieren (lácteos). Entonces pueden elegir tomar algún suplemento con calcio para cubrir la cantidad que el cuerpo requiere.

Los suplementos de calcio están disponibles en una amplia variedad de preparaciones y dosis. Los siguientes son algunos suplementos de calcio (ver el cuadro).

La absorción de los suplementos de calcio es óptima cuando se ingiere en dosis individuales de 500 mg o menos y cuando se toma entre las comidas. La excepción a esta regla general son los suplementos de carbonato de calcio que se absorben mejor cuando se los ingiere junto con las comidas. El citrato de calcio se recomienda para las personas adultas cuya acidez gástrica puede estar reducida ya que esta forma de suplemento no requiere un ambiente acídico para la absorción óptima. En caso de necesitar ingerir suplementos de calcio, lo recomendable es elegir aquellos designados por la USP (United States Pharmacopeia).

Para ver las cantidades de calcio y vitamina D de varios suplementos nutricionales, vea la tabla Información sobre suplementos.